¿Cuáles son los problemas mas comunes de una secadora?

Los electrodomésticos, mas allá de ser prácticos, se han convertido en parte esencial e indispensable de cualquier vivienda, y por supuesto forman parte de la decoración de tu cocina o incluso salón. De de hecho cada vez evolucionan mas en cuento a la calidad y los acabados, prestaciones y la estética, llegando incluso a integrarse con el mobiliario Pero claro, no están exentos de problemas, y suelen padecer una serie de problemas habituales.

los problemas mas comunes de una secadora

Las secadoras pueden ser una parte esencial de tu casa, pero también pueden ser una fuente de frustración y estrés cuando no funcionan correctamente. Si tienes problemas con tu secadora, es probable que haya varias cuestiones diferentes que puedan estar causando el problema. En esta entrada del blog, veremos las averías más comunes de las secadoras y lo que puedes hacer para solucionarlos.

Ten en cuenta que en la mayoría de los casos, hablamos de problemas menores, que una empresa especializada en recambios para electrodomésticos y con buenos profesionales, va a solucionar de forma fácil.

La ropa no se seca

La ropa que no se seca puede ser frustrante y decepcionante, puede que hayas pasado horas planchando, doblando y arrugando tu ropa favorita con la esperanza de que cuelgue crujiente y fresca en tu armario. Pero en lugar de eso, te encuentras con una toalla húmeda que no es apta para una compañía educada. Entonces, ¿Qué hace que la ropa huela a humedad y se niegue a secarse?

El primer paso para resolver este problema es identificar la posible fuente. ¿Es la propia secadora? ¿O es el tejido o los restos de suavizante de la ropa que se han impregnado en las fibras? Una vez que sepas cuál es la causa de la humedad, hay varias soluciones posibles.

Puedes probar a utilizar un aroma más fresco o cambiar el tipo de tejido que utilizas. También puedes tomar medidas para ventilar cualquier pelusa o rejilla de ventilación bloqueada en tu casa que pueda estar restringiendo el flujo de aire. Evaluando cuidadosamente el problema, tomando el control de la situación y encontrando el mejor curso de acción, puedes resolver rápidamente que tu ropa no quiera secarse nunca más.

Oyes girar el tambor pero sigue sin haber calor o ruido

Los problemas más comunes de las secadoras son los que pueden resolverse sustituyendo una pieza sencilla, como la correa. El tambor gira pero no hay calor ni ruido, este problema suele empezar con un filtro obstruido o una correa de transmisión rota. Un sensor de nivel térmico defectuoso también puede causar la falta de calor o ruido. Si el calor o el ruido proceden del ventilador, puede haber una correa rota o un ventilador roto.

Si la secadora funciona, pero una carga normal no parece servir para tu ropa, comprueba si hay acumulación de pelusa en el filtro. Para la mayoría de estos problemas, la simple sustitución de la pieza, que vas a encontrar en cualquier tienda de repuestos para secadora, suele solucionar el problema

La entrada de aire no es demasiado fuerte

Cuando tu ropa se moja, atrapa el agua en sus fibras, lo que puede provocar la aparición de moho, una entrada de aire obstruida puede impedir que la secadora elimine toda el agua de tu ropa, permitiendo la formación de moho. Hay algunos signos que indican que puedes tener una entrada de aire obstruida:

  • La ropa sale húmeda o mojada cuando el colector de pelusas está lleno
  • Encuentras manchas de humedad dentro del armario de la secadora.

Para comprobar si la entrada de aire está obstruida, apaga la secadora y desenchúfala, a continuación, retira el filtro de pelusas y comprueba si hay atascos en el interior del conducto metálico. Si encuentras atascos, utiliza una lata de aire comprimido o un soplador de bombillas para despejarlos.

Cuando hayas limpiado el conducto, vuelve a encender la secadora y comprueba más tarde si hay algún atasco. Si, tras varios intentos de desatascar la entrada de aire, sigues encontrando manchas de humedad en el interior de la secadora, consulta a un profesional para que te ayude.

El ventilador no funciona, incluso después de encenderlo

Una de las averías más comunes de las secadoras es que el ventilador no funciona. Cuando se enciende la calefacción y la ropa empieza a secarse, el aire caliente entra en la secadora y sale por las rejillas de ventilación. Este aire caliente se abre paso hacia el ventilador, lo que obliga a éste a girar.

El problema es que el ventilador no es lo suficientemente potente como para mover el aire caliente y mantenerlo en circulación, con lo que el resultado es que el calor se queda dentro de la secadora, haciendo que la ropa se sobrecaliente y posiblemente se incendie.

La solución a este problema es fácil: simplemente apaga la secadora y comprueba si el ventilador está girando. Si el ventilador no funciona, suele deberse a un impulsor roto o a un respiradero obstruido.

Para solucionar el problema, primero tendrás que quitar el panel frontal de la secadora y limpiar todos los conductos de ventilación con una aspiradora. Después, puedes hacer que un técnico autorizado sustituya el impulsor o los conductos de ventilación.

El filtro de pelusas no funciona

El filtro de pelusas es una de las partes más importantes de tu secadora, ya que elimina las pelusas y otras materias extrañas, como fibras textiles, pelusas y hojas de secadora, que pueden acumularse en el interior de la secadora y provocar incendios.

Como parte de su trabajo, el filtro de pelusas debe limpiarse periódicamente para evitar su acumulación. Sin embargo, si el filtro de pelusas no funciona correctamente, puede causar una serie de problemas. Es posible que el filtro de pelusas no atrape todas las pelusas, lo que provoca una acumulación de pelusas dentro de la secadora. Esto también puede provocar incendios en el tambor de la secadora.

Además, el filtro de pelusas puede obstruir el flujo de aire de tu secadora, causando un mal rendimiento de secado y acortando los plazos de vida de la secadora. Si notas alguno de estos síntomas, es importante que un profesional revise el filtro de pelusas.

El sistema de ventilación es insuficiente

Es importante tener en cuenta que tu lavandería es un entorno temperado. Por tanto, es vital que inviertas en una secadora de tamaño y ventilación adecuados. Si tu secadora está demasiado cerca de la pared o de la puerta, puede sobrecalentarse y acortar su vida útil.

Además, si no tiene un sistema de ventilación del tamaño adecuado, puede sobrecalentar la ropa y hacer que se arrugue y se vuelva frágil. Además de estos problemas, las secadoras también pueden verse afectadas por las altas facturas de los servicios públicos, la mala ventilación y la instalación inadecuada. Por eso, si observas alguno de estos problemas, es importante que la revise un profesional.

Otros problemas en las secadoras

Se calcula que mas de 3 millones de hogares dependen de su secadora para secar la ropa, por desgracia, esto significa a menudo que la gente no es consciente de la dependencia que tenemos de estos electrodomésticos.

  • Uno de los problemas más comunes es que el cable eléctrico no es lo suficientemente largo. Esto puede provocar rápidamente una acumulación de pelusa, que puede causar un sobrecalentamiento y otros problemas.
  • Además, las secadoras que no están niveladas también pueden dar lugar a un mal rendimiento. Esto puede deberse a un suelo torcido o a otro problema estructural que hace que el motor funcione de forma ineficaz.
  • Ruidos molestos con piezas que no encajan. Otro de los problemas habituales en las secadoras, son esos molestos ruidos de piezas de plásticos, que con el paso del tiempo desencajan. Normalmente con un reajuste o apriete suele solucionarse, es molesto, pero es un mal meno

Si tienes problemas con tu secadora, asegúrate de comprobar el cable y nivelar la secadora antes de pensar en comprar una máquina nueva.

Si tienes alguno de estos problemas comunes de las secadoras, no esperes un milagro y que desaparecen solos, y tampoco esperes mucho tiempo y que el daño pueda ser mayor. Contacta con un servicio técnico profesional, capaz de identificar el problema y darte la mejore solución de una forma inmediata… Estar unos días en casa sin secadora, puede ser un gran trastorno

Deja un comentario